La novela de los ruidos

Cuando oigo un ruido habitualmente pienso si le sorprendería a Carlos V o no. Carlos V nunca oyó el abrir y cerrar de una cremallera, ni el pasar de las páginas de un libro impreso, ni el ruido de un mixto al prender. ¿Oiría alguna vez Carlos V el brindis de dos copas...

Magia

Nunca nadie lo dice, pero estoy seguro de que muchos lo pensamos. Para mí lo sorprendente de un coche no es que se ponga a trescientos o que acelere de cero a cien en 2,8 segundos. Lo sorprendente, lo que me deja perplejo cada instante cuando conduzco, es que yo pueda...