Si yo trabajara en la DGT me moriría de vergüenza si se publicara esta nota de prensa bajo mi responsabilidad. Copio la primera hoja a continuación.

DGT. nota de prensa. Velocidad

Según el documento “Las principales cifras de la siniestralidad vial. España 2014” en este país murieron 1688 personas durante 2014 a causa de accidentes de tráfico.  Un 25% de esta cifra, es decir una cuarta parte, como pone en el primer párrafo de la noticia, equivaldría a 422 fallecidos. ¿Cómo es posible reducir en 422 el número de fallecidos al adecuar la velocidad si según el titular por la velocidad inadecuada la cifra es superior a 300 (pero no a 400)?

En esa misma publicación aparece escrito: “La velocidad inadecuada, según la valoración del agente en el momento del accidente, estuvo presente en el 10% de los accidentes con víctimas ocurridos en 2014 y este porcentaje se eleva al 17% cuando el accidente con víctimas sucede en vía interurbana. En el caso de los accidentes mortales se apreció que en un 21% de ellos la velocidad fue un factor concurrente en el accidente. Estos porcentajes han permanecido constantes respecto del año anterior.” En ningún lugar aparece un 25%, como se afirma en el titular.

Pero el titular es casi lo de menos. Lean el primer destacado infame: “Un aumento del 5% en la velocidad provoca aproximadamente un incremento del 20% en los accidentes con víctimas mortales

¿Mande? Ni siquiera lo ponen en condicional. ¿Ya se ha producido ese aumento de velocidad y ya ha provocado ese incremento del 20%? ¿cuándo, dónde? Si fuera una hipótesis, que supongo que es de lo que se trata, ¿significa que circular a 52,5 km/h incrementa los accidentes con víctimas en zonas urbanas un 20%? ¿Y circular en carretera sin arcén a 94,5 km/h incrementa los accidentes con víctimas en un 20%?

Y estoy siendo bueno, porque en ningún lugar pone que ellos estén hablando de velocidad máxima. Lo que dicen es aumento de la velocidad. Es decir que si la media de velocidad en vias interurbanas limitadas a 100 km/h es, de día, según sus propios datos de 2012 (los últimos disponibles), de 94,2 km/h, si pasara la media a 99 km/h se incrementarían las víctimas por velocidad en carreteras interurbanas un 20%? 8en el caso de que fuera una hipótesis y de que no hubiera ocurrido ya)

Es decir que si de los 957 fallecidos en carretera convencional en 2014, un 21% se debió a velocidad inadecuada según aparece en sus datos de 2014, ¿si la velocidad media hubiera sido de 99 km/h habría habido unos 40 fallecidos más? ¿Están diciendo eso? Porque si no están diciendo eso ¿Qué están diciendo?

Y, en sentido contrario, si en lugar de 94,2 km/h de velocidad media la velocidad media hubiera sido de 89,7 km/h habría habido unos 918 muertos, es decir 39 menos.

Si todo esto fuera verdad, ¿podrían explicar de dónde obtienen los datos para obtener semejante conclusión? ¿Podrían explicar cómo saben eso? Podrían explicar cómo saben que si un conductor ha tenido un accidente con víctimas mortales a 100 km/h no hubiera tenido consecuencias fatales en un 20% de los casos a 95 km/h?

¿Significa también su afirmación que si yo circulo normalmente por carretera a 80 km/h, tengo un riesgo de accidente un 20% superior si circulara a 84 km/h?

No tienen vergüenza porque lanzan una afirmación que es imposible de confirmar. Es imposible medir eso. Ni los informes más precisos después de un accidente permitirían saber si una reducción de la velocidad del 5% hubiera evitado ese mismo accidente. Y mucho menos, es posible saber cuántos accidentes más habría si circuláramos un 5% más rápido.

No me voy a extender mucho más. La nota de prensa es infame toda ella y consta de cuatro páginas. Pero no voy a seguir. El segundo punto destacado también es para pedir la retirada inmediata del carnet del responsable de prensa que haya autorizado este comunicado.

A partir de 80 km/h es prácticamente imposible que un peatón salve la vida en un atropello.

Si no fuera tan triste que publiquen esto en un destacado de una nota de prensa de la DGT, sería hasta gracioso. Del mismo modo que la afirmación anterior es absolutamente falaz, porque se la inventan y no está justificada con ninguno de los datos que da la DGT (o al menos en ningún lado aparece la justificación), esta segunda se diría sacada de un libro de cuentos de dibujos infantiles, para niños que todavía no saben leer. ¿De verdad ustedes creen que hay que decirle a alguna persona adulta en el mundo que en un atropello a 80 km/h es prácticamente imposible que el atropellado salve la vida?

Yo, de ellos, en este caso aplicaría su maravillosa teoría del 5 y el 20 por ciento con esta coletilla. “Claro que si lo atropellaran a 76,5 km/h, tendría un 20% más de posibilidades de salvar la vida”. Y de esta afirmación obtendría el único corolario útil de toda esta sarta de sandeces:

“Conductor, no pierda el tiempo en fijarse si va un 5% más o menos rápido. Las distracciones son una de las principales causas de accidente. No mire tanto el velocímetro. Esté atento a la carretera y siempre, en toda circunstancia, haga todo lo que esté en su mano para evitar un accidente y un atropello. Frene a muerte cuando no vea otra solución. Cada infinitésimo de deceleración que consiga es una posibilidad más de salvar la vida del atropellado y de los ocupantes.”

Siempre que he oído hablar a la directora de la DGT, María Seguí, me ha parecido una persona sensata, con ideas claras. Comunicados de prensa como este no sirven más que para crear confusión y entorpecer.

Share This