Esta es la adivinanza más difícil de resolver de todas las que he puesto nunca. Este coche que les muestro a continuación no puede ser el Volkswagen Beetle Cabrio, porque se presenta mañana en primicia mundial en el Salón del Automóvil de Los Ángeles. La información que nos van  a dar está embargada (aunque en km77.com tenemos fotos publicadas de este coche desde hace tiempo)

Así que no puede ser el Beetle Cabrio, porque no puede ser que yo me lo haya encontrado en la calle de Santa Mónica, California. Por eso mismo les propongo una adivinanza, para ver si ustedes me saben decir qué coche es.

La clave está en las puertas. Al principio estaban cerradas.

Pero luego las abrieron y pedí que me dejaran sentar. Me dejaron.

Podría no enseñarles nada más, pero es tontería. Con las puertas cerradas de nuevo, pude hacer esta foto.

Y esta.

Y esta otra.

 

Y hasta esta, con el sol de testigo.

Share This