(La primera parte está aquí)

Siempre he tenido fijación por el tema de los consumos: conseguir ir de A a B utilizando la menor cantidad posible de combustible. Mi primer vehículo fue un Seat Marbella de inyección de gasolina: pocos caballos, motor pequeño y sobre todo poco peso. Mis consumos en carretera con este coche estuvieron en torno a los 4,8 litros/100. Cuando llegó la hora de cambiarlo obviamente quería rebajar esos consumos y para ello pensé que era indispensable que el nuevo coche tuviese ordenador de abordo con posibilidad de mostrar el consumo instantáneo. Esto me permitiría estudiar mejor los consumos obtenidos y luego tomar las acciones oportunas para rebajarlo. El Clio 2 Fase 3 en el acabado Luxe Privilege contaba con esta característica y anunciaba unos consumos homologados bastante interesantes.

Renault Clio 2 dCi

Mi recorrido habitual lo realizo para acudir a mi centro de trabajo y luego para volver a mi casa. Este recorrido es de unos 70 kilómetros de ida y otros tantos de vuelta, utilizando una carretera nacional de doble sentido de circulación con constantes subidas y bajadas. Esta carretera atraviesa el corazón de varios pueblos con limitación de velocidad a 50 Km/h y algunos cuentan con semáforos. La altitud del recorrido varía constantemente entre 50 metros y 450 metros. Los límites de velocidad y cualquier otra norma de circulación se respetan lo más escrupulosamente posible. Los límites máximos varían entre 50 y 100 Km/h.

Renault Clio 2 dCi. Motor

El motor de este Clio 2 es el famoso dCi de Renault (K9K) en su antigua variante de 80 caballos. El motor es de inyección directa de gasoil por conducto común (common rail esférico), y cuenta con un único árbol de levas movido por correa. En contra de otras alternativas de 16 válvulas de otras marcas, este motor sólo tiene 8 válvulas, lo que le permite reducir rozamientos internos en pro de un mejor consumo. El motor incorpora válvula EGR, necesaria para poder cumplir con las normas antipolución. Es una válvula que se puede obstruir fácilmente y ha dado y da muchos problemas a los que circulan habitualmente por ciudad, el cual no es mi caso. Para evitar estos problemas, hay gente que la desconecta por su cuenta y riesgo. El turbo asociado al motor no tiene álabes variables. Y esta característica es lo que diferencia físicamente a este motor de la versión dCi de 100 caballos, que también estaba disponible en su época (cosa que no ocurre con la gama actual del Clio). Oficialmente, la versión de 80 caballos tenía mejores consumos homologados que la de 100, y también fue la versión más vendida con diferencia. Estamos hablando de un motor, arquitectónicamente hablando, igual al del nuevo Clio 4. Lo que tiene el nuevo dCi de 90 caballos es una serie de piezas mejoradas y una nueva gestión electrónica, pero la arquitectura es muy similar.

Renault Clio 2 dCi. Motor

Una característica importante de cara a mejorar los consumos es que este Clio 2 cuenta con asistencia eléctrica en la dirección, que sólo consume energía si se mueve el volante. Fue de los primeros vehículos en incorporar este tipo de asistencia. Por aquella época la asistencia hidráulica dominaba en la competencia. Es cierto que tubo muchas críticas, pero ya se sabe que las nuevas tecnologías siempre necesitan tiempo para madurar. La prueba de que es el camino correcto es que el resto de marcas de la competencia han ido incorporando esta tecnología si querían rebajar algo más los consumos.

El Clio 2 contaba de serie con neumáticos Continental Premium Contact de primera generación y en cuanto tocó sustituirlos se calzó con las Michelín Energy de primera generación, que son de baja resistencia a la rodadura. Debido a la medida del neumático no es posible utilizar las últimas versiones de la Michelín Energy. Las Energy son más silenciosas que las Premium Contact y mucho más duraderas, aunque eso sí, son más caras. En cuanto a consumos, no encontré diferencias.

Renault Clio 2 dCi. Instrumentación

A continuación se muestra la ficha técnica resumida del vehículo:

Motor:
1.461 cc; 82 CV a 4.000 rpm; 19,3 m.kg (185 nm) a 2.000 r.pm
Transmisión:
Caja de 5 marchas con 42,83 Km/h en 5ª.
Neumáticos:
185/55-15 de baja resistencia a la rodadura.
Cotas: (longitud/anchura/altura):
3,81 / 1,64 / 1,42 metros
Peso (sin conductor, con depósito lleno):
1.045 kg.
Velocidad máxima:
175 km/h
Relación peso/potencia:
12,74 kg/cv
Consumo extra-urbano:
3,5 l/100 km.
Emisión ponderada de CO2:
113 g/km
Aerodinámica (superficie frontal/Cx/factor de resistencia):
1,89 m2/0,35/0,66
Presiones en neumáticos (del./tras.):
2,3 bar / 2,1 bar

 

Comparando con el nuevo Clio 4, el Clio 2 tiene mejor aerodinámica (0,66 frente a 0,67 en factor de resistencia), principalmente debido a que el Clio 2 es menos ancho y más bajo. El Clio 2 también pesa menos que el Clio 4: unos 21 Kg de diferencia. Esta diferencia es pequeña, lo que dice mucho a favor del Clio 4, pues éste es un coche que tiene más equipamiento, es de cinco puertas y es más largo. La relación peso/potencia del Clio 4 es de 11,84 kg, es decir, que el motor va a necesitar menos fuerza para mover el coche con lo que mejoraría el consumo. Pero esto es bastante relativo porque probablemente el Clio 4 inyecte más cantidad de combustible en cada pistonada para obtener un mayor par motor (220 Nm frente a los 185 Nm del Clio 2). Además estamos hablando de carga máxima y no de carga parcial.  Por otro lado, el Clio 2 homologa 3,5 l/100 y el Clio 4 3,3 l/100, principalmente por sus relaciones de cambio más largas (42,8 km/h frente a 47,9 km/h). Como en mi recorrido habitual no hay prácticamente llanos (subida y bajada constante), creo que el Clio 4 sufriría más con esas relaciones de cambio, aunque quizás podría compensarlo con su mayor par motor. Por otro lado, el Clio 4 cuenta con un sistema de persianas que reduce el tiempo en alcanzar la temperatura ideal del motor. Esto es un problema en el Clio 2, que tarda mucho en alcanzarla, aumentando en unas valiosas décimas el consumo medio cuando hace mucho frío. Luego, el Clio 4 cuenta con bomba de aceite de caudal variable, start&stop (aunque esto en el recorrido que hago tendría poco beneficio), que ayudan a reducir el consumo de carburante. El clio 4 cuenta con botón ECO, que no es más que un “suavizador del acelerador” que no creo que sea de utilidad en mi recorrido, y hasta podría hacer que el coche consumiese más al reducir su par motor. Sumando y restando todos estos datos a ojo, creo que el consumo del Clio 4 sería muy parecido al del Clio 2 en mi recorrido, por no decir igual.

Renault Clio 2 dCi. Curvas de par y potencia

Pero, ¿cuánto puede consumir el Clio 2 en mi recorrido habitual?. Veámoslo en la siguiente tabla:

Kilómetros recorridos: 267.668 km.
Litros repostados: 9.694,65 l.
Velocidad media: 51,58 km/h
Consumo medio calculado: 3,622 l/100 km
Consumo medio ordenador: 3,50 l/100

Ejemplos de un recorrido cualquiera de ida:

Calor (sin AC) Frío Mucha lluvia Viento en contra Viento a favor
Kilómetros recorridos:

64.9

65.0

64.9

64.9

64.9

Litros consumidos:

2.2

2.4

2.4

2.4

2.2

Velocidad media:

55.5

54.9

51.5

54.2

51.9

Consumo medio ordenador:

3.3

3.4

3.3

3.3

3.4

Temperatura exterior:

20-23ºC

-4-3ºC

10-12ºC

11-13ºC

9-11ºC

Ejemplos de un recorrido cualquiera de vuelta:

Calor (sin AC)

Frío

Mucha lluvia

Viento en contra

Viento a favor

Kilómetros recorridos:

65,4

65.7

65.6

65.8

65.6

Litros consumidos:

2,00

2.2

2.2

2.1

1.9

Velocidad media:

53.5

51.9

51.2

54.1

53.5

Consumo medio ordenador:

3.3

3.3

3.3

3.3

3.2

Temperatura exterior:

28-32 ºC

2-4ºC

10-12ºC

19-21ºC

9-11ºC

 

Renault Clio 2 dCi. Ordenador de viaje

 

Conclusiones


• La conducción en ciudad con el Clio 2 presenta continuamente el mismo dilema: ¿pongo la tercera para circular a pocas revoluciones, consumir menos y no tener empuje o dejo la segunda con el motor revolucionado pero con más empuje y consumiendo más?. El gran salto que hay entre la segunda y la tercera provoca siempre este dilema.
• El motor tarda mucho en alcanzar su temperatura, lo que provoca que el consumo aumente cuando hace más frío.
• La temperatura exterior es crucial para obtener los mejores consumos, independientemente del tiempo en alcanzar la temperatura óptima del motor. Si hace calor mejor que si hace frío. Todavía no se el motivo, pero creo que se debe a que los neumáticos ofrecen menos resistencia al avance cuando hace calor. Con calor, el coche se nota con más voluntad.
• Tener par motor a bajas revoluciones es importante para evitar reducir a una marcha inferior y obtener mejores consumos.
• Las inclemencias meteorológicas influyen mucho en los consumos: viento, lluvia, calor, etc.
• Circular con el climatizador puesto supone un incremento de unos 0,3 l/100 aproximadamente.
• Circular con las luces puestas (circulación nocturna) supone un incremento de unos 0,1 – 0,2 l/100. Otros 0,1 – 0,2 l/100 adicionales si se utilizan las luces antiniebla delanteras y otros tantos para las traseras.
• Mi próximo paso en el estudio de consumos es registrar la información del vehículo a través del estándar OBD.

 

David López

Share This