Como voy contando desde el principio este blog trata de mostraros que se puede formar parte del automovilismo de forma amateur sin un coste “demasiado” elevado. Así que lo mejor es plasmar mis impresiones en las pruebas y eventos en los que participo. En este caso es el campeonato de Aragón de tramos de tierra, una denominación para los rallyes de un tramo que consigue seguros y licencias más baratas.

Como ya habéis visto corro con un Opel Kadett GSI, que el día de salir de fábrica daba unos 150cv, de los que algunos se han jubilado. La preparación que lleva es una suspensión de tierra, nada del otro mundo, las medidas de seguridad y una caja de cambios con un grupo corto (para los no iniciados en la mecánica y de forma sencilla es un desarollo menor de cada una de las marchas para conseguir estar siempre a un mayor régimen de vueltas en cada marcha, condicionando que de velocidad punta no creo que haga más de 160km/h). El coche provenía del campeonato de Aragón de autocross y anteriormente del catalán, así que estaba fino, lleno de golpes y deformaciones, pero que me dio igual porque me costó menos de 1.000€. Tras correr el año pasado en tramos de tierra y resistencias de autocross, me ha tocado gastarme unos 700€ en poner el chasis en su sitio, un puente trasero, reparación de la caja de cambios, cambiar la transmisión y el brazo y alguna cosilla más. Parece caro, pero no es tanto tratándose de un coche de carreras.

Opel Kadett

Al lío. Después de haber hecho un día de test (parecemos profesionales y nada más lejos de la realidad) comenzaba el campeonato de Aragón de tramos de tierra en las instalaciones de la Masía Pelarda, en la Puebla de Valverde, Teruel. Para el que no lo conozca que eche un vistazo a su web, disponen de pistas para 4×4, buggy y el circuito de velocidad en el que han entrenado los camiones Kamaz del Dakar, Carlos Sáinz con el equipo VW y el Touareg, etc., hacen cursos de conducción 4×4, de uso de GPS, excursiones por África, etc.

En esta ocasión el tramo que habilitaron tenía algo más de 6.200 metros al que se le daba una pasada para tomar notas y 3 pasadas cronometradas. Es un “rallysprint”, por lo que se suma el tiempo de las tres pasadas para la clasificación. Este año la crisis aprieta y solo éramos 16 equipos inscritos, pero hemos aumentado en la copa promoción pasando de 1 equipo en 2012 a 4 este año.

En mi caso este año dispongo de copilota fija para la temporada, que es algo que necesitaba. Noelia corrió conmigo en la última prueba de 2012 y no lo debió pasar demasiado mal porque se ha animado este año. Tiene mucha experiencia, tanto en tierra como en asfalto y se nota su profesionalidad.

Llegamos por la mañana y tras los nervios que siempre tengo de pasar las verificaciones técnicas, pesan mi coche y marca 970kg. No sé si es mucho o poco, lo que realmente me importa es que me pongan la pegatina como que todo está OK. Miran el coche de arriba a abajo y parece que todo está correcto. Toca almorzar 😉

Después del bocata que, como siempre, me tienen que invitar Alberto y su padre José Luis, yo soy un desastre y nunca me acuerdo de llevar comida, fuimos al briefing, que consiste en una charla del director de carrera sobre la prueba. Tras explicar el carné en el que se apuntan los tiempos y darnos el orden de salida nos dirigimos ya a nuestros coches a prepararnos para la toma de notas.

Brieffing Masía Pelarda

Yo no tengo mucha experiencia, pero trato de hacerlas sin parar, con un ritmo constante y unas indicaciones sencillas. Digo los metros que faltan hasta la curva o para si no hay metros y son una hacia cada lado o abrirse si son seguidas hacia el mismo lado, si es derecha o izquierda, el grado de la misma siendo 9 la más abierta y 1 la más cerrada y luego algún detalle si es larga o muy larga, si se cierra o se abre. También marco los rasantes, si botan o no, ya sea en las rectas o en las curvas. Os dejo un vídeo, repito que soy amateur e irán mejorando con el tiempo.

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=O6dEynZ-JKE]

Lo peor de la falta de experiencia es que luego hay curvas que no son tan abiertas o cerradas como parecían y es complicado corregirlo una vez en carrera. Solo hay una pasada para tomarlas y hay un tiempo máximo, así que no te puedes despistar o penalizas.

Tras comentar como estaba el tramo con los compañeros y rivales se hizo la hora de la verdad. Nos metemos en el coche unos 10 minutos antes de que nos toque, los nervios y las ganas nos empujan a estar listos. Trato de concentrarme y de pensar en el tramo, de ser consciente de que lo importante es terminar y sobre todo no salirme y romper el coche. Creo por otro lado que lo puedo hacer bien, así que no saldré de paseo, quiero estar cerca de Eduardo y Pablo Escolano y no muy lejos de Albert Casabona y Óscar González. Todos ellos tienen mucha más experiencia que yo así que tendré que apretar.

Salgo al tramo y la primera parte no va mal, aunque hay una serie de curvas medias enlazadas que se me atragantan un poco, no me da tiempo de girar el volante tan rápido como quiero, peor estoy contento, parece que va bien. La parte de la granja, una serie de curvas enlazadas que me chiflan porque se hacen en bajada y son rápidas, con el coche deslizando de un lado a otro y tratando de colocarlo para la siguiente, como me divierto. Una bajada de infarto y poco más adelante habían hecho un enlace entre dos caminos nuevo, que con una izquierda/derecha contraperaltada y con algo de bajada me decían que tenía que frenar, pero el ansia acelerar y claro, susto al canto, pero salvado. Gas hasta el final y el resultado no ha podido ser mejor, 7º scratch, muy por encima de lo que me podría esperar.

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=J-YTiziOHzU]

Bueno, ya sé lo que tengo que hacer para las otras dos pasadas, más de lo mismo, así que ahora tranquilo. Entre manga y manga comentas la jugada con tu equipo y con el resto. No hablamos de como se degradan las ruedas como en la F1, pero si de como es aquel salto o tal curva. Una de las mejores cosas que tenemos es que somos una gran familia en la que cualquiera te ayuda y puedes hablar con quien quieras. Es una competición, pero sobre todo una reunión de amigos locos por los coches. Siempre hay rivalidad, todo el mundo quiere ganar, pero lo más importante es pasarlo bien.

Vamos, me dice Noelia, que nos toca… pues eso, al lío de nuevo. Esta pasada quiero hacerlo mejor en un par de sitios que antes he visto que fallaba, creo que puedo recortar algo de tiempo. Salimos concentrados y a por todas, una excursión por un campo me hace tranquilizarme un poco. Sigo por esa parte que tanto me gusta y al llegar a la bajada la suspensión hace tope en extensión y rompe la homocinética de la transmisión, fin del rally. Es frustrante ver que vas bien, que eran las 4:30 de la madrugada cuando ha sonado el despertador, que has recorrido 260km. para poder llegar y por culpa de no sé que, te quedas tirado en la cuneta. Ya solo nos quedaba animar al resto y esperar a que un 4×4 de la organización nos remolcara hasta el parque de trabajo.

Remolcado

Lo bueno de la prueba es que muchos de los amigos subieron al podio y nuestra escudería está primera del campeonato, parece que el año pinta bien.

En un mes Fuendejalón, la que será la segunda prueba, ya os contaré que tal…

P.D.: Gracias Jonatan por las fotos!

Share This