Hoy hemos disputado una de las etapas más variadas del Dakar 2010, dividida en dos sectores y con un enlace intermedio por asfalto. Comenzaba con una zona de dunas que, según nuestras previsiones, iban a estar muy duras. Pero no. La lógica dice que, siendo primera hora de la mañana, la arena está mucho más compactada (por el rocío de la noche) y pensábamos que superar ese primer obstáculo del día sería pan comido. Pero estaban muy blandas, a lo que había que sumar que eran muy altas, con lo que la cosa ha sido mucho más difícil de lo esperado. Aun así, no hemos tenido problemas. El resto del primer tramo, mucha navegación, pero también perfecto.

Sainz_Cruz_viernes

La segunda parte del tramo comenzaba con una zona de piedras muy machacona, que nos hemos tomado con mucha calma, con lo que Nasser se nos ha pegado. A continuación había mucha navegación siguiendo rumbos, en la que hemos aumentado el ritmo. En un sitio que nos hemos ido ligeramente a la derecha, Al Attiyah, que venía pegado, nos ha visto rectificar el rumbo y ha aprovechado para superarnos.

De ahí a la meta no hemos tenido problemas para llegar al campamento y disfrutar de la esperada jornada de descanso. La verdad es que a mí, personalmente, me viene muy bien, ya que estoy durmiendo una media de entre 4 y 5 horas diarias y un día de relax no viene nada mal.

Haciendo un balance de la primera semana de carrera, en el lado positivo destacar que estamos primeros porque somos los que menos errores hemos cometido y el coche está como nuevo. En el lado negativo, señalar que se está corriendo a un ritmo demasiado alto, lo que hace que las viñetas pasen muy, muy deprisa y la tensión sea máxima en todo momento. Y todavía queda más de la mitad de la carrera.

Share This