Škoda tiene previsto lanzar tres nuevos modelos hasta 2016. Uno es el Fabia, cuya información está publicada en km77.com. Los otros dos son el sustituto del Superb y un nuevo todoterreno de gran tamaño. Fuentes de Škoda de la máxima confianza han confirmado a km77.com la aparición de estos nuevos modelos y comentado algunos detalles sobre ellos.

El Superb y el nuevo todoterreno han sido desarrollados sobre una variante de la plataforma modular MQB (MQB proviene del alemán; su traducción es «Plataforma de producción modular transversal») denominada B, de mayor tamaño que la que emplean actualmente modelos como el Octavia o el Volkswagen Golf.

El nuevo Superb estará disponible con carrocería de cinco puertas y familiar (versión Superb Combi). En la de cinco puertas, Škoda abandona el sofisticado sistema de doble apertura que permitía en el modelo anterior (información del Superb en km77.com) acceder al maletero como una berlina de cuatro puertas (imagen) o una de cinco (imagen).

A pesar de que la batalla de esta plataforma será mayor que la del modelo reemplazado, el nuevo Superb no será más largo aunque sí más ancho y bajo. La versión de cinco puertas tendrá un diseño parecido al de algunas berlinas con aspecto de cupé por la caída del techo aunque nuestra fuente nos ha asegurado que la amplitud interior no disminuirá.

Desparecerá de la oferta el motor de seis cilindros porque no cumplirá las normativas de emisiones, así que todos los motores del Superb serán de cuatro cilindros, con potencias que irán desde 125 CV (un 1.4 TSI) a 272 CV (un 2.0 TSI).

Preguntamos por la posibilidad de una variante híbrida enchufable. Nuestra fuente ni lo negó ni lo afirmó pero sí nos dijo que sus clientes valorarían más (por motivos económicos) un híbrido que utilizase el motor eléctrico como ayuda puntual al térmico que una variante híbrida enchufable. La impresión que nos quedó es que están trabajando en ello.

El nuevo todoterreno —que aún no tiene nombre— comparte la plataforma con el Superb, así que será un modelo de tamaño grande, quizás una alternativa a otros como el Hyundai Santa Fe. Škoda lo ofrecerá con cinco o siete plazas y en versiones de tracción a dos o cuatro ruedas. Su llegada será, posiblemente, para finales 2016.

Además, más adelante, llegará el nuevo Yeti. Un modelo que compartirá elementos con el fututo todoterreno de SEAT.

Con la llegada de estos nuevos modelso, Škoda espera alcanzar 1,5 millones de unidades vendidas en 2018, lo que supone el doblar las ventas de 2010 y, aproximadamente, aumentarlas un 50% sobre el millón que posiblemente alcance este año 2014.

 

Alfonso Herrero

Share This