Sí, la semana pasada lo pagué.

Es un turismo de cinco puertas, podríamos decir que tecnológicamente puntero en algunos aspectos y que dentro de unos años será un icono de la historia del automovilismo. Un coche de esos que le podré decir a mis nietos yo-tuve-uno. Y para más inri, Eco-sostenible, que sé que os mola la palabreja.

Es mi cuarto coche y para variar no es nuevo, es de segunda mano.  Y es el primero no italiano (sí, qué pasa, he tenido tres basurillas italianas de las que guardo muy buen recuerdo). Mecánicamente también tiene algo peculiar, aunque ni tenga turbo ni un número de cilindros impares, como mis dos últimos ex (vehículos).

Tampoco es que vaya a ser mío. Va a ir a nombre de mi esposa que es la que lo va a utilizar. Al menos, si me divorcio algún día, espero que el juez se apiade de mí cuando vea que no poseo bienes materiales. Hasta mi parte de la casa es de otro (la Caja de ahorros).

Tengo que ir a hacer el papeleo del cambio de propietario. Si no me equivoco, el primer paso es ir a Hacienda a pasar por caja.  ¿alguien sabe si esto se puede hacer por interné?. Luego a tráfico.

Ya os contaré que tal ha ido todo. Ahh, regalo un sugus chupado (de segunda mano, claro) al que acierte la adquisición.

Alfonso Herrero

Share This