El Opel Ampera se puso a la venta en España en enero de 2012, aunque desde la primavera de 2011 se podían hacer reservas de este coche. Mecánicamente es el mismo vehículo que el Chevrolet Volt (prueba).

1

En lo que va de año, se han vendido en el territorio español solo 5 unidades del Ampera. En Europa tampoco goza de un gran éxito comercial. Para intentar mejorar estos datos, Opel ha optimizado los procesos de producción y ha conseguido acuerdos para la adquisición de material a un menor costo. Esto permite a la marca alemana reducir el precio recomendado en 9400 €.

Con esta reducción, el precio de venta al público de la versión «Selective» es de 38 300 € mientras que la más equipada, la «Excellence» tiene un precio de partida de 39 900 €. Estos precios no incluyen la subvención que da el Estado para este tipo de vehículos (actualmente para el Ampera es de 3500 euros). En función de la Comunidad Autónoma puede haber ayudas adicionales.

2

El Opel Ampera es un vehículo de cinco puertas y 4,5 m de longitud, basado en el prototipo del mismo nombre. Su principal peculiaridad es que funciona a través de motores eléctricos, pero también consume gasolina, porque además de unas baterías que almacenan electricidad, lleva un motor de gasolina que se utiliza como generador.

El Ampera es un vehículo con «sistema eléctrico de autonomía ampliada». Está formado, entre otros elementos, por una batería, dos motores eléctricos y un motor de gasolina. De los dos motores eléctricos, hay uno de 111 kW (150 CV) que se utiliza para impulsar las ruedas («impulsor») y otro de 55 kW (75 CV) que puede usarse para generar electricidad («generador») y también para impulsar al coche.

3

El Ampera está concebido para ser usado habitualmente con la carga de batería, que se recarga enchufándola a la red eléctrica doméstica. En el caso de que la carga de la batería baje de alrededor del 23% (en su último estadio de desarrollo, porque este nivel ha ido variando), empieza a funcionar el motor de gasolina para alimentar al motor eléctrico a través de un generador.

Javier Moltó probó el Opel Ampera durante la presentación en Holanda y estas fueron sus impresiones de conducción.

Share This