Quizás sea osado calificar al equipo de Porsche como «los novatos», máxime cuando son los más laureados, en la historia de la carrera reina del Campeonato de Resistencia, las míticas 24 horas de Le Mans. Tras una década en la que no han participado en la categoría LM P1 reservada a los prototipos más veloces —sí lo hicieron en 2010 en LM P2 con el RS Spyder y desde 2008 en la categoría GT (basados en vehículos de producción)—, Porsche tiene como principal objetivo volver a ganar esta carrera, en la que Audi se ha impuesto en 12 de las últimas 14 carreras.

919 Hybrid

Y para ello, cuentan con el 919 Hybrid, un prototipo que ha estado en fase de desarrollo durante dos años. El prototipo ha ido evolucionando y adaptándose al cambio de normativa realizado por la FIA y el ACO para la presente temporada —basada en unas cifras máximas para el gasto de combustible y para la cantidad de energía que puede entregar el sistema híbrido por cada vuelta— hasta definitivamente crear un prototipo híbrido y con tracción total —algo completamente nuevo para la marca— encuadrado finalmente en la categoría de 6 MJ/vuelta, la misma que el Toyota TS 040 Hybrid (más información de este prototipo). Por su parte el Audi R18 e-tron quattro —que tiene un motor Diesel— está en la categoría de 2MJ/vuelta (toda la información de este prototipo).

M14_0202_fine

Motor de gasolina con turbocompresor

De las tres posibles configuraciones, Porsche ha apostado por un motor de gasolina de 4 cilindros colocados en «uve», de dos litros de cilindrada y sobrealimentado mediante un turbocompresor. Este motor «V4» tiene un régimen máximo de giro de 9000 rpm y desarrolla una potencia superior a los 500 CV —Porsche no ha desvelado la cifra exacta—.

P14_0103_a5_rgb

Además de impulsar el eje posterior, el motor forma parte activa en la estructura, ya que une el monocasco del chasis con el eje trasero. Porsche tendrá un flujo de combustible limitado a 87,9 kg/hora y un depósito de carburante de 66,9 litros.

El primer prototipo de Porsche con sistema híbrido y tracción total

Es uno de los mayores retos a los que se ha enfrentado Porsche, la única de las tres escuderías que no tiene experiencia en competición con vehículos híbridos. El motor de combustión del 919 Hybrid es apoyado por dos sistemas de recuperación de energía y un motor eléctrico.

P14_0100_a5_rgb

En el eje delantero hay un generador que convierte la energía cinética producida durante las fases de frenado, en energía eléctrica —similar al utilizado en el modelo de producción, el Porsche 918 Spyder (más información)—.

El segundo sistema es nuevo, básicamente lo que Porsche utiliza es una unidad de generador de turbina adicional en lugar de lo que la llamada «válvula de descarga» —esta válvula permite normalmente que el exceso de energía de los gases de escape que no son requeridos para accionar el compresor sean expulsados a la atmósfera—. Porsche utiliza este exceso de energía de los gases de escape para activar una segunda turbina que acciona un generador que transforma esa energía térmica en energía eléctrica.

Toda esta energía recuperada es almacenada en una batería de iones de litio —con refrigeración líquida—. En determinadas fases, esta energía acciona un motor eléctrico que suministra más de 250 CV de potencia al eje delantero. La cantidad de energía por vuelta producida por el motor eléctrico está limitada a 6MJ. En una vuelta, los dos motores del 919 Hybrid producirán un total de 143,2 MJ (el máximo permitido).

Primera temporada

M14_0208_fine

La temporada 2014 arrancó el pasado mes de abril con la disputa de las 6 horas de Silverstone (con 6 vehículos en categoría LM P1 H). Era la primera carrera de la nueva era de Porsche y los resultados dejaron buenas sensaciones. El 919 Hybrid N20 que salía desde la sexta posición finalizó en tercera posición, a solo 2 vueltas del vencedor —Toyota TS 040 Hybrid N8—. Por su parte el 919 Hybrid N14 que había logrado el tercer mejor crono en los entrenamientos tuvo que abandonar después de 30 vueltas, algo similar a lo ocurrido a los dos Audi R18 e-tron quattro (clasificación completa).

La segunda carrera fueron las 6 horas de Spa (con 7 monoplazas en categoría LM P1 H) que arrancaron de la mejor manera para el equipo Porsche, con la pole del vehículo con dorsal 14. El segundo prototipo (N20) obtuvo la quinta plaza. Las cosas no salieron como el equipo esperaba, los hombres de la pole finalizaron en quinto lugar, a una vuelta del ganador —de nuevo, el Toyota N8—. Lo peor fue para el segundo prototipo (N20), que tuvo muchísimos problemas y terminó P23 a 23 vueltas de la cabeza (clasificación completa).

M14_0199_fine

Con ese mal sabor de boca llegó el equipo el pasado 1 junio al «Test Day» en La Sarthé. En las 4 horas que duró los entrenamientos libres de la mañana, el mejor Porsche fue el N20 mientras que la clasificación la cerraba el otro prototipo de la marca (clasificación completa). En la accidentada sesión de la tarde, todos los equipos bajaron los registros, el mejor clasificado fue el N14 que quedó quinto. Nuevamente un Porsche cerraba la clasificación (clasificación completa). Los resultados finales en los que se escoge el mejor tiempo de ambos entrenamientos, deja entrever que Porsche tiene todavía un duro trabajo si desea pelear por la victoria en Le Mans (clasificación completa).

Dos prototipos y un equipo completamente nuevo

Además de construir un vehículo de la nada, Porsche tenía otro reto, y era crear una estructura eficaz de competición. 200 empleados son los encargados del desarrollo del prototipo en Wissach. Friedrich Enzinger, jefe del proyecto LM P1 dijo en el comunicado de prensa facilitado por Porsche “Nuestro objetivo en el primer año es simple: terminar las carreras y ser competitivos”.

919 Hybrid

Porsche ha inscrito para el Campeonato de Resistencia y para las 24 horas de Le Mans dos unidades del 919 Hybrid. El prototipo con el dorsal 14 será pilotado por Romain Dumas (36 años, nacido en Francia) que ya ganó en 2010 las 24 horas de Le Mans. Le acompañan Neel Jani (30 años, nacido en Suiza) y Marc Lieb (33 años, nacido en Alemania).

El segundo vehículo, tendrá el dorsal 20, y al volante estarán Timo Bernhard (32 años, nacido en Alemania) —quien formó equipo en Audi con Dumas, en el año 2010—, Brendon Hartley (24 años, nacido en Nueva Zelanda) y Mark Webber (37 años, nacido en Australia), un expiloto de Fórmula 1 que vuelve a participar en la mítica carrera de resistencia.

BotJmpcIEAAvgei

 

Share This