El 200 C EV es un prototipo con el que Chrysler muestra como podría ser el futuro 200 C Sebring. De ser así, supondría un salto enorme en apariencia y diseño.

Su aspecto exterior impacta por lo novedoso de un diseño así en Chrysler, sorprendiendo por su cierto parecido con el Opel Insignia.

No es un prototipo híbrido sino eléctrico. Tiene un motor eléctrico que se alimenta de la energía almacenada de una batería. De esta forma, es capaz de recorrer 64 km (es decir, sin consumo de gasolina ni emisiones de gases).

Además, lleva un pequeño motor de gasolina que se emplea para cargar la batería y para propulsar al motor eléctrico. Así, la autonomía del 200 C EV aumenta hasta 640 km.

Si bien el aspecto del exterior bien podría pasar por un diseño final, el interior sí es más conceptual.

 

Galería de imágenes:

(clic en las fotos para ampliarlas)

Share This