¡Por fin empezó la carrera! Después de varios días de preparativos, la carrera ha empezado ya. La noche ha sido corta para unos y para otros nos la han hecho corta. Nosotros fuimos a cenar con la que será “nuestra familia” los próximos 17 días: jefe de equipo, ingenieros, mecánicos, fisioterapeutas, cocineros, logísticos,… toda los miembros del equipo. Cenamos una cosa ligera, brindamos por el nuevo año y al hotel, la carrera ya ha empezado.

Por la mañana, a las 9:00 para las asistencias y a las 10:00 para los participantes nos esperaba el “briefing”. El briefing es una charla informativa que hace el organizador para explicar, a grandes rasgos, los entresijos de la carrera. En ella se hace mucho hincapié en los elementos de seguridad del vehículo y sobre todo las conductas deportivas de todos los pilotos. Existe una rivalidad, pero al mismo tiempo una caballerosidad que en pocos deportes podríamos encontrar. El Dakar siempre será una gran familia.

Ayer, las calles de Buenos Aires se abrían literalmente al paso de los participantes. Era increíble la cantidad de personas que se agolpaban en las calles y nos aplaudían al pasar. En la avenida 9 de julio, en frente del Obelisco, se encontraba el pódium en el que se daba el pistoletazo de salida de la carrera. Teníamos por delante 317 km de enlace que nos llevaron a la ciudad de Colón, donde dormiremos la primera noche en nuestros nuevos y lujosos apartamentos individuales: las tiendas de campaña. Espero que los mosquitos nos respeten la pernocta, puesto que los últimos días ha llovido abundantemente y posiblemente tengamos compañía.
vw_100102_0004

Share This