No hace falta que os explique muchos detalles porque seguro que todos os acordáis de “The Fast and the Furious” la película de Rob Cohen sobre un policía que se infiltra en una banda dedicada a la caza y captura de camiones llenos de “caprichitos”, que diría un amigo mío, tales como plasmas, ordenadores, amplificadores, etc. Los tipos utilizan sus coches (trucados, of course) para cometer los robos, así que el policía (rubio, cachas…y tonto, que por algo estamos en Hollywood) se infiltra en los ambientes tuneros de Los Ángeles, y allí entabla amistad con Toretto (Dominic para los amigos) un organizador de carreras ilegales con una novia que está muy buena, una hermana que está aun más buena que su novia y una corte de personajes infumables que incluyen el informático bueno que es malo porque no le dejaron estudiar cuando era pequeño, el tipo grande tatuado sin estudios y dos golfos más de esos sin biografía, oficio ni beneficio. Benditos sean.

La película, protagonizada por Paul Walker (el rubio tonto), Vin Diesel (Toretto), Jordana Brewster (la hermana buenorra) y Michelle Rodriguez (la novia cañón) funcionó como un cohete en todo el mundo, gano tropecientos millones de dólares y demostró que aunque tengas un guión que se cae a pedazos si te toca te toca. Esto es, llega en el momento adecuado con el tema adecuado y te forras.

Después generó dos secuelas, una en Miami y la otra en Tokio, si recuerdo bien, y –felizmente- murió…hasta ahora.

Si amigos, contened la euforia. El remake (que no secuela) de “The Fast and the Furious” (que aquí llevaba el subtítulo a “Todo gas”, muy sutil, para aclarar de que iba la peli) se va a titular: TATATATACHAN, “Fast and Furious”. Así, sin el “the”, “Fast and Furious”.

Que currazo, ¿eh chavales? Pedazo de brainstorming para dar con el título adecuado.

“Fast and furious” (¿qué subtítulo le pondrán esta vez en España? ¿Gas?) llega con el elenco del original al completo…A ver si va a ser porque ninguno de ellos se ha comido un colín en los últimos tiempos. No, seguro que no será por eso…

En fin, yo debo reconocer que me tragué la primera entrega sin toser un porrón de veces y que hasta –si no intento buscarle sentido- ha logrado entretenerme. Lo sé, soy raro.

¿Y el pueblo soberano que dice? ¿Estáis de humor para esto?

 

Para que podáis pensarlo con calma ahí os dejo el trailer:

 

http://movies.ign.com/dor/objects/959256/fast-and-furious/videos/fast_fur_trlr1_082508.html

 

A algunos les ha gustado…que conste.

 

T.G.

 

Share This